TOYOTA
Visualizaciones 1204

Ninguno de estos Toyoteros se conoce, todas sus historias son diferentes y posiblemente gracias a esta entrada de blog (al igual que vos), se darán cuenta que no están solos, que tenían razón cuando pensaban lo extraño que resulta que un producto japonés sea tan tico o que iban a encontrar en él tanta alegría y satisfacción.


Todos los días leemos, vemos y escuchamos en nuestras redes sociales, correos electrónicos e inclusive en la “calle” relatos sorprendentes e inolvidables que hacen que nuestro trabajo valga toda la pena, sobre todo porque nos recuerdan que a fin de cuentas lo que realmente cuenta son todos los recuerdos y éxitos que acumulás a bordo de tu Toyota.


Así lo hace Aaron Brenes, el orgulloso dueño de un Land Cruiser, que junto a un grupo de aficionados a los vehículos 4x4, llevan regalos y víveres a comunidades indígenas de difícil acceso, demostrando que la #ActitudToyotera va más allá de tener un Toyota y es realmente la certeza de poder hacer acciones increíbles porque siempre va a llegar a su destino.



Y es que cuando se trata de cumplir sueños, todo lo que “adorna” está de más. Lo realmente importante es lo que pasa detrás del volante: la seguridad de hacer todo lo que querés protegido, la confiabilidad de contar con un gran producto y el respaldo inagotable de aquellos en los que depositaste tu confianza.


Andrés Marín y su Rav4, por ejemplo, han recorrido 42,000 km juntos, de frontera a frontera, de costa a costa y como él mismo dice: ha pasado de estar de 0 a 3,365 msnm. En su aventura pasó por ciudades, montañas, playas, ríos, asfalto, lastre, tierra y en algunas ocasiones hasta arena.


Y se preguntarán tal vez por qué Andrés puede hacer todo esto. La respuesta es sencilla, porque lo disfruta y porque va confiado.


Otro ejemplo es el de Sonia Centeno, que en 1992 se convirtió en la dueña de un legendario Tercel y también del que sería su primer Toyota, porque hoy en su cochera, todos los días la espera un increíble RAV4 que le recuerda que los sueños combinados con esfuerzo, son la fórmula perfecta para triunfar




La historia de Julio Ismael Castroes realmente sorprendente y representativa de la trayectoria Toyotera durante los últimos 60 años. Desde niño conoció a Toyota a través del Land Cruiser 1977 de su papá, en él jugaba antes de que su papá saliera a trabajar y por supuesto una vez que regresaba, inclusive en ese mismo Toyota rojo aprendió a manejar. 


"Cuando sea grande" - dijo alguna vez, "me compraré mi Toyota". Y así lo hizo en el 2015 cuando adquirió su Toyota Yaris. 


Hoy es el dueño de un Rav4 2017 y mantiene viva la tradición de su familia que desde hace más de 40 años es parte nuestra familia también. 


A Julio y a su familia les estamos agradecidos por mantener un Toyota en su cochera. Y a vos que estás leyendo este texto y que aún sos parte de nuestra familia te podemos prometer lo mismo que a Julio: Nunca viajarás solo. 



Siempre que llegués a un nuevo destino, siempre que utilicés tu Toyota para ayudar a alguien más, siempre que sintás deseos de evolucionar, cada vez que conquistés una nueva meta y sumés un éxtio a tu libro de historias, podés estar seguro que nosotros, que los 60 años de experiencia de Purdy Motor y toda la Gente Purdy recorreremos el camino con vos. 


Porque si hay algo que podemos prometerte hoy y siempre, es que a bordo de un Toyota el éxito es seguro. 


..........


Recordá que tenemos a tu disposición diferentes canales de comunicación y de servicio. Estamos para servirte en cualquier momento.  


Contactohttps://www.toyotacr.com/contacto 

Sucursales de vehículos nuevos: https://www.toyotacr.com/sucursales

Talleres de Servicio: https://www.toyotacr.com/talleres



Compartir:
Toyota
Bienvenido a Grupo Purdy Motor
remove